Blog de cuentosynanas

Blog personal

Noticias y comentarios personales

Yo, abuelo

Escrito por cuentosynanas 22-05-2017 en abuelos. Comentarios (0)

Pongo aquí la charla-carta que escribí para el día de los abuelos...Algunos me lo habéis pedido así que lo copio y pego. Gracias a todos/as:

Formamos una familia, nos esforzamos en prosperar, trabajar, educar, que a nuestros hijos/as no les falte de nada... Crecemos con ellos y deseamos que llegue el momento de que se hagan mayores, que decidan por sí mismos, que elijan sus caminos...Y cuando llega este momento tampoco estamos realmente preparados. Porque los problemas son otros... pero ahí están. Y, además, los hijos no están en casa para poder discuti...rlos y resolverlos rápidamente. Nuestros hijos tienen pareja o ya no están cerca de nosotros. Y aparecen las temidas terceras personas en nuestras vidas. Personas que complementan a nuestros hijos y que, así ,de repente, y sin opinión , se introducen irremediablemente en nuestras vidas. Y ya nunca volverá a ser como antes...Y está bien, porque necesariamente ha de ser así. La vida prospera, cambia, evoluciona. Y nosotros con ella...

Si ya era difícil encontrar el hueco en la nueva familia de nuestros hijos, aún se complica más cuando vienen los nietos.

Durante un tiempo de nuestras vidas hemos aprendido a vivir sin los hijos en casa. Ha costado pero hemos aprendido. Y de repente vienen los nietos. La llegada de niños a la familia es un momento tan difícil y complicado como especial, agradable y novedoso para todos. Para los padres principalmente porque pasan de una vida en pareja a una vida en familia. Y ya nos son dos sino tres o cuatro. En los padres aparece el espíritu de supervivencia familiar. Un impulso necesario para formar familia. La dependencia de otro en nuestras vidas. Y como aprendizaje que es, supone un reto ser capaz de cubrir las necesidades básicas, afectivas y emocionales de un bebé. La madre aprenderá a atender a su bebé y el padre aprenderá a atender a la madre y al bebé. El instinto maternal supondrá que la madre tenderá al cuidado del bebé sobre su propio bienestar. Y el instinto paternal supondrá que el padre deberá cuidar al bebé de la misma manera y, además, tener en cuenta que la madre necesita una atención diferente a la que demandaba anteriormente al nacimiento del bebé. Una situación límite que, por supuesto, se aprende. ¿Y los abuelos, qué?

Esta nueva situación atrae de forma natural y comprensible a los abuelos. Por varias razones. En primer lugar, el instinto de supervivencia hace que se sientan orgullosos de que la especie continúe. Que hay descendencia. Que no acaba con los hijos, sino que ahora son los nietos. Ese momento tan lejano en el tiempo en el que uno pensaba...¿tendré nietos? ¿seré abuelo/a algún día? Ya ha llegado. Y es también una satisfacción pensar que sí, que estoy aquí para vivirlo. Y en la mayoría de los casos aún somos jóvenes (siempre lo seremos) para disfrutar con ellos. También tendremos en cuenta que después de tantos años en casa sin niños pequeños, volver a vivir con ellos es una alegría infinita. La paz, el descanso, el silencio de casa vuelve a rellenarse con risas, con juegos, con lloros, alborotos...y eso, nos hace volver casi 30 años atrás. Y cómo no...vemos en los nietos los gestos de nuestros hijos. La sonrisa, los ojos, las manos, los pies, el pelo...todo nos lleva ellos. Porque nuestros hijos son y fueron lo que más amamos en nuestras vidas. Y con la llegada de los nietos...los hemos recuperado. Y queremos nuestro sitio en la familia de nuestros hijos para estar con los nietos...y lo mismo que pasa con los papis con la llegada de los bebés, es un aprendizaje encontrar nuestro nuevo lugar en esta nueva familia (que no es la nuestra). Por no hablar que abuelos (normalmente) son cuatro. Y generalmente, los OTROS abuelos son diferentes a nosotros. Ni mejores, ni peores...diferentes. Pero tan diferentes!...Puede convertirse innecesariamente en un juego de tronos. Y hay que tener mucho cuidado con las comparaciones. Porque irremediablemente nos compararemos, porque somo humanos. Pero, es nuestro deber esforzarnos en no crear controversias ni dar más problemas a los padres de los que ya tienen.

Los abuelos deben dar consejos por supuesto, pero no imponerlos nunca. Y tener en cuenta que el consejo no empieza por: “”No hagas, no pongas, no, no, no...Sino más bien...”Y si pruebas....Has intentado?...te has dado cuenta?...” Proponer siempre será mucho más constructivo que ordenar y además, en negativo. Y algo aún más importante: Saber cuándo aconsejar y cuándo no. Y esto es sabiduría del ser humano que se estudia en la asignatura “Saber estar”.

Porque saber estar supone saber no estar. Y, en ocasiones, es mejor dejar libres a los hijos que estar encima de ellos a modo “padre o madre”. Función que, desgraciadamente o afortunadamente ya no toca.

Pero queremos estar cerca de ellos, porque lo necesitamos. Por eso deberemos ofrecer siempre la ayuda de forma incondicional. Nuestros hijos han de saber que estamos ahí para ayudarles, para hacerles la vida más fácil, más feliz. Este es el apoyo que no tiene precio y que realmente entienden a la primera.

Nuestros nietos tienen ahora 1, 2 o 3 años. Es una etapa fundamental en el desarrollo de las personas. Adquisición del lenguaje, de hábitos, de normas, de conductas, de conceptos, de relaciones emocionales...Y todos somos agentes directos y activos en su formación. Familia, escuela, amigos, televisión, tablets...Todos actuamos directamente en sus conexiones neuronales. Y empiezan ya a hacerse una imagen mental del mundo en el que viven. Y es fabuloso pensar, saber, ser conscientes de que nuestra presencia, nuestras palabras, nuestros gestos son imitables. Nuestro poder de alcance en los niños es inmenso. Por eso hemos de tener mucho cuidado en lo que les mostramos y cómo se lo mostramos. Cada uno de nosotros tendremos funciones diferenciadas. Los padres educan a sus hijos. La escuela ofrece estímulos, enseña. El mundo que les rodea será su escenario. Y los abuelos, ¿qué? Los abuelos seremos el consuelo, el solaz, la fiesta emocional para los nietos. Ni educamos, ni enseñamos, ni estamos obligados a nada. De pequeño, cuando volaban los dientes de león, mis padres me decían que se llamaban “abuelitos”. E intentaba agarrarlos y pedir un deseo porque decía la leyenda que se cumplirían. Bueno, pues a modo de reflexión, me ha parecido muy propio como paradoja. Los nietos buscan a los abuelos como refugio de sus constantes normas y obligaciones. Y los abuelos buscan a los nietos porque necesitan de su niñez, de su inocencia y de su energía. El deseo en este caso se cumple por las dos partes. No es una leyenda, ni un cuento, ni una novela. Es una realidad que parte del amor y termina en el amor...


El príncipe y la loba Boba

Escrito por cuentosynanas 09-02-2017 en San VAlentin. Comentarios (0)

“Hace muchos años....En un país lejano ocurrió una historia de amor verdadero. Un principe hermoso, cansado de las frías paredes de su castillo, de sus responsabilidades y de sus obligaciones salió a tomar el aire para descongestionarse de la ardua tarea de ser príncipe...

- Qué cansado estoy de todo lo que me rodea! Cuánto me gustaría ser normal, vivir en una casa normal y conocer a gente normal....Y encima ahora la Reina que me quiere casar!! argggggghhhh!!!!¿Qué es eso que hay ahí?

El príncipe se acerca y son unas gafas... Alucina con la visión de sus nuevos ojos ( actuará como si de unas gafas virtuales se tratara. Ve flores, montañas verdes, ríos...).

(Por allí pasea una loba cabizbaja, fea y sosa, aburrida de dar sustos porque está sola y nadie quiere estar con ella)

(El prícipe se fija en ella y le da como vergüenza. Se pregunta qué hará por ahí una chica tan apuesta)

- Hola! Nunca te había visto antes por aquí...cómo te llamas?

- Bo-bo-boba...y tú?

- No sabes quién soy? Qué bien! Por fin! Alguien que no espera de nada de mí. Yo me llamo Pepe!

- Y cómo es que no te asustas?

- Por qué iba a asustarme? Al revés me alegra conocer a alguienenennnn como tú.

- A mí también! Por fin alguien que quiere conocerme de verdad! Sin miedos ni rencores. Qué llevas puesto en los ojos?

- Por aquí dicen que se llaman gafas. Quieres probártelas? (hace el además de quitárselas)

- No no te las quites....nunca.

- Por qué? No te gustan?

- Sí...pero puede que si te las quitas no te guste lo que veas.

- Por qué dices semejante locura?

- No sé lo que ves pero me asusta que me mires...Dime cómo me ves ahora

- Veo un ser noble, un ser amable, dulce, cariñosa y tierna..

- Uy...no sé si estarás equivocado...

- Y tú qué ves en mi?

- Veo un ser enérgico, vital, positivo, generoso...y con la belleza de una rey.

- Uy...pues no sé si te equivocas...

- En qué?

- En que no soy Rey...tan sólo principe.

- Iba bien encaminada...

- Sabes una cosa?

- Dime

- No necesito quitarme las gafas para verte mejor.

- Esa frase me la has robado!

- Veo una loba encerrada en un corazón de Reina...

- Te equivocas en que no soy Reina...

- Aún no...pero vente conmigo y juntos conquistaremos un mundo mejor...

“Y la loba y el príncipe desparecieron llenos de amor”


La historia de un gusano y su pequeña ventana al mundo

Escrito por cuentosynanas 23-03-2016 en gusano. Comentarios (0)


Gusi es un gusanito. La historia de Gusi no cambió el rumbo de los cuentos pero si la de él mismo. Empezó tras un invierno frío y lluvioso. Gusi quiso buscar refugio para dormir calentito bajo un techo sostenible y acogedor. Y allí, delante de él se alzaba un esbelto manzano con manzanas de todos los tamaños y colores. Sus ramas más altas acogían con celo sus frutos queridos.

Gusi entonces quiso subir por su tronco robusto y alojarse en la manzana más grande y madura que estaba más baja. Escogió esta para llegar antes. Cargó en sus espaldas de gusano la cama, la mesa, las sillas, la tele y más objetos para llenar su casa manzana. Poco camino fue el que recorrió hasta llegar a su casa. Cavó un agujero y entró todos sus objetos. Tan cansado estaba Gusi que se acurrucó en la cama, bostezó y se durmió. Tan profundamente entró en sus sueños que no se percató del fuerte viento que azotó esa noche. El manzano se movía de lado a lado y las manzanas más grandes y maduras cayeron al suelo.

Al día siguiente, cuando Gusi despertó, se vio de nuevo en tierra. Todo su esfuerzo en crear un hogar, desvanecido por la fuerza de la madre Naturaleza. Sin embargo, enamorado de aquel manzano, volvió a mirar hacia arriba y se fijó en una manzana un poco más pequeña pero igual de apetitosa. Abandonó allí abajo las sillas, la mesa, la tele y otros enseres y emprendió su viaje hacia aquella manzana. Tardó algunas horas en llegar. En seguida, cavó un pequeño agujero por el que podía entrar él y su pequeña cama. Exhausto por el viaje se acostó y se durmió en seguida. Pero esa noche volvió a soplar el viento con tanta fuerza que la manzana no pudo aguantar en la rama y cayó al suelo.

Al salir el sol, Gusi salió de su casita y se vio de nuevo en tierra. Entristeció y por un momento pensó en tirar la toalla y no volver nunca a escoger como casa una manzana. Pero antes de marchar se fijó en la manzana más alta del árbol. Allí estaba, recogida por las ramas del manzano. Era muy pequeña, tan pequeña que hasta que no cayeron las demás manzanas no le dejaron verla. No era apetitosa, ni grande ni madura. Pero parecía segura de sí misma. Su tamaño le impedía entrar la cama que le quedaba. La dejó allí abandonada y volvió a subir por aquel tronco horas y horas. Esta vez se cansó mucho menos porque no llevaba nada a cuestas. Cuando llegó arriba, abrió un pequeño agujero.

Una vez instalado en aquella pequeña manzana descubrió que no necesitaba nada más para descansar y vivir en paz consigo mismo dentro de una fruta. Aquella pequeña manzana escondía un secreto, un regalo. Algo que le hizo sonreir y ser feliz. Una ventana. Un pequeño agujero, un mirador que le permitía observar la Naturaleza en su máximo esplendor. Desde lo más alto, sin obstáculos, sin prisas, sin tiempo.

Y la manzana fue su casa durante una larga temporada. Y Gusi estuvo con ella durante una larga temporada...


Los animales increíbles

Escrito por cuentosynanas 21-03-2016 en fallas. Comentarios (0)

Falla 2016 Kinder...temática: Los animales imposibles. Esta es la justificación de la falla

Hace mucho mucho tiempo...en un lugar perdido, olvidado y abandonado, los animales corrientes, ordinarios, famosos y reconocidos empezaron a extinguirse. Poco a poco y aburridos de seguir siendo siempre los mismos, se unieron en un sueño casi eterno. La tierra, el mar y el aire se quedaron apenas sin habitantes. En esa soledad y estado de hivernación, un lento caracol y una nerviosa gallina coincidieron sus miradas. Fue un instante en el que sobraron las palabras, las descripciones...y nació el amor. Y con él, primero una galliracol, luego un caragallo, más tarde una carallina y así hasta 10 más. Y no tenían pereza de salir a pasear, de darse a conocer, de mostrarse al resto del mundo. Y tras esta maravillosa experiencia, un pez se encontró con un gato, y un elefante con una jirafa llamada Ana, el tiburón se enamoró del pingüino Rufino y la rata Renata del Oso Simón. Y aquel aburrido mundo se llenó de magia y de color. Y crearon nuevas palabras como la tolerancia, el respeto, la diversidad, interculturalidad. Y a partir de aquí, nunca ningún animal fue igual. Es el período de la evolución más estudiado en los libros de historia. Un misterio que aún a día de hoy no se puede explicar científicamente. Pero existió. Y aquí, una pequeña muestra de ello....

Soy una marioneta

Escrito por cuentosynanas 29-02-2016 en Marioneta. Comentarios (0)

Soy una marioneta por Paco Cantos

Marioneta_ Me acabo de despertar y creo que soy soy una marioneta...Tengo una sensación extraña, como si me dejara llevar. A ver? Sí mira, unos hilos atados a mis brazos...y a mis pies!...estoy atada por mis cuatro extremidades! No puedo desatarme! Y quién me mueve? Hooolaaaa hay alguien ahi??? Qué quieres de mí? Por qué me manejas como tú quieres? Nada, silencio. Dicen que la vida te sorprede cuando menos te lo esperas. Será esta una sorpresa? Será un regalo para mí? Debo ilusionarme o alegrarme? O debo de estar triste porque no me gusta este regalo? A lo mejor me dejan devolverlo. Ya saben, si no está satisfecho le devolvemos el dinero. Bueno, pero lo cierto es que no sé todavía si debo quedarme este regalo. A lo mejor me gusta...quizá debería probar esta nueva vida. Estar atada y movida por alguien puede que tenga beneficios. Quizá mi vida sea más fácil. Me dejo llevar por una voluntad que desconozco. A ver...ahora por qué me rasco la cabeza si no me pica? y...por qué levanto una pierna? Es una incógnita. Pero aún es más intrigante que me dejen razonar y hablar justo lo que yo quiero. Espera! A lo mejor pienso y hablo en voz alta el guión de lo que he de decir. Cómo podría saber si soy yo quien pienso o soy quien alguien piensa que soy?? Ayyyy que líooooooo. No sé qué hago aquí. Quién me hace estooooooooooo??????? Lo último que recuerdo es que estaba en casa poniendo una lavadora, y planchando y haciendo la cena...es lo último que recuerdo de mi libertad..y ahora ya véis..aquí enganchada y privada de vida. Quizá si encontrara unas tijeras podría cortar cada hilo que me tiene atada. Claroooo!!! unas tijeras!! qué tonta!!! en mi bolsillo seguro que tengo. No puedo mover mi mano al bolsillo! Mano! Mano!!!!! ves al bolsillo!!! Ni caso....será ingrata y maleducada... Si pasara alguien por aquí cerca le pediría que me las sacara. 

Por ahí viene alguien! Oigaaaa por favooor ayúdeme!! sáqueme de aquí! Soy una marioneta!!! alguien me ha dejado aquí tirada! Sáqueme unas tijeras de mi bolsillo y ayúdeme a cortar estos hilos que me atrapan! Pero no se vayaaaaaa!!!! venga por favooorrrrrr!!! no me tenga miedo que no soy mala! Sólo necesito ayuda...sólo necesito un poco de ayuda.. (Canción)

Por cierto, ni tengo hambre ni sed...Se acabaron las necesidades primarias. Sin embargo tengo frío y me siento sola. No hay más marionetas? Nadie más va a actuar conmigo? Por qué estoy sola? Las marionetas siempre hacen reir al público, sin embargo, yo nunca he sido graciosa ni chistosa. Nadie reirá conmigo porque soy en el fondo aburrida. Mi vida era normal...yo era normal...y ahora, ya ves...soy especial, diferente, extraordinaria...soy....única!!!! puede que ahí esté la clave. Puede que esto sea mi oportunidad para ser diferente. Posiblemente no esté aquí para hacer reir a nadie. Puede que quien pueda verme no quiera reir únicamente. Puede que quieran aprender de mí. Y si me observan para luego colgarse unos hilos y ser movidos? (Alguien se acerca).

Marioneta_ Hoooolaaaa!!! por fin alguien que no huye de mi!!! pero qué llevas en las manos?? tú también estás atado? ¿Qué te ha pasado? 

Guiñol_Hola! Te he visto ahí tan a gusto y me he animado!

Marioneta_ Nooooo! Por qué lo has hecho? No estoy a gusto, quiero irme a casa, no sé si quiero que me dirijan cada movimiento...

Guiñol_ Uy, pues yo me apunto...no me gusta demasiado mi vida.

Marioneta_ ¿Qué es lo que no te gusta?

Guiñol_ Estoy cansado de madrugar cada mañana. De ir a trabajar todo el día. De conducir. De hacer la comida. De hablar. De andar. Ya no quiero pensar. A partir de hoy quiero ser como tú: un muñeco.

Marioneta_ Pero tendrás familia! Mujer, hijos, padres???? qué van a decir cuando sepan que eres una marioneta?

Guiñol_ Seguramente me harán los hilos más cortos porque saben que soy muy patoso y me hago enredos.

Marioneta_ Estoy perdida...acompañada pero sola....

Guiñol_ Crees que es un buen día para volar?

Marioneta_ Cómo vamos a volar???

Guiñol_ Somos marionetas!! podemos hacer cualquier cosa! Hasta volar!!!

Marioneta_ Pero el de arriba nos lleva por donde quiere...hacemos justo lo que le apetece. Qué te hace pensar que querrá volar?

Guiñol_ Dibujemos una nube y lancémosla al cielo. Yo me quedaré enganchado a ella por mi zapatilla . En cuanto la nube se estabilice pediré ayuda para bajar. Tú darás un salto y podrás volar. Me cogeré de tu mano y juntos planearemos por el cielo.

Marioneta_ Pero qué gran ideaaaaaaa!!!! cogeré ese papel del suelo. Mira! Si parece una nubeeee! 

Guiñol_ Cierto! Es perfecta!

Marioneta_ Acércame un cordón de la zapatilla. Te ataré a ella. Ya!

Guiñol_ Cuando quieras me lanzas! 1,2, 3!

Marioneta_ Allá vaaaa!

(Canción nube)

Subo por el cielo

Atado y sin saber

Aterrizar, aterrizar

Nubes en el cielo

Con sabor a miel

Quiero volar, voy a volar

No quiero aterrizar

No quiero despertar

No quiero volver

No quiero retroceder

Marioneta_ Qué bonito ha sido! Creí que nunca volvería a  volar...

Guiñol_ Yo pensé que nunca me ataría una nube con mis cordones.

Marioneta_ Empiezo a pensar que esto de ser marioneta tiene su gracia...

Guiñol _ Es lo mejor que nos podía pasar. ¿Te das cuenta? Lo único que tenemos que hacer es pensar en hacer cosas bonitas...y ya está.

Marioneta_ Es curioso...había olvidado que sé hacer cosas bonitas. Hacía años que no volaba...la última vez que lo hice creo que tenía 6 años. Me enganché a mi cometa y salí volando...subí tan alto que dejé de ser niña y pasé a ser aventurera estelar. Dicen que duró apenas unos segundos. Pero fue tan intenso que para mí pasaron días y horas. Difundí  vida en un planeta escondido y perdido. Nombré a un perro rey y a un sapo reina y me diseñé una nave para mí sola. 

Guiñol _ Pero qué vida tan tan interesante...yo una vez hice feliz a alguien.

Marioneta _ ¿Cómo lo conseguiste? Pero qué pasada!!! cuenta, cuenta...

Guiñol _ Tenía 12 años y en un autobús de línea de camino a casa estaba sentado en frente de una señora que en su rostro pedía ayuda. Pensé varias veces en cómo ayudarla. Se me ocurrió regalarle una estrella o un rayo de sol. Pensé en regalarle unas horas, o quizá unas palabras nuevas. Pero sin más, sólo pude mirala a los ojos fijamente y dibujarle una suave y sincera sonrisa. Ella me cogió de la mano y sonriendo me dijo: _ Es la primera vez en mucho tiempo que alguien se fija en mi y me regala una sonrisa. Acabó la frase y soltándome la mano con dulzura bajó en su parada. Desde la calle ella y yo desde la ventana, nos volvimos a regalar unas miradas que aún hoy nos duran. Nunca supe su nombre... pero la veo cada día. 

Canción (Tengo un regalo para ti)

Marioneta _ Eres un héroe... y yo que pensaba que creando mundos, planetas, coronando sapos era tan importante e imprescindible...

Guiñol _ Tú eres creadora de mundos...y yo sueño con ellos.

Marioneta _ ¿Te das cuenta que no sabemos si es de día o de noche?

Guiñol _ Es verdad...apenas conocemos la oscuridad de este escenario y la luz de un foco que nos apunta y nos sigue.

Marioneta _ ¿Qué pasará afuera? ¿Irá todo bien?

Guiñol _ Si lo preguntas te dirán que no. Que todo va mal. El vaso siempre está medio vacío. Por muchas gotas que caigan siempre habrá alguien que diga que cada día hay menos agua. O que se llena muy lento...o que nunca se llenará...o que se evaporará antes de verlo rebosar. Aquí solo necesitamos imaginar y el vaso estará siempre apunto de rebosar.

Marioneta _ Ese vaso es mágico por lo que puedo entender...

Guiñol _ Eso es! Es mágico! Se convierte en lo que tú quieras ver!

Marioneta _ Nuestro vaso estará siempre lleno?

Guiñol _ Nooo! Casi lleno...nunca podría estar lleno porque entonces no nos quedaría nada por hacer. Y lo mejor de todo es que, estando casi lleno, seguiremos ideando, creando, jugando, imaginando para verlo crecer y crecer...

Marioneta _ ¿ Y cuando no estemos tú y yo quién seguirá llenando ese vaso mágico?

Guiñol _ Siempre habrá alguien como tú y como yo...Siempre habrá un escenario  para marionetas como tú y yo...siempre habrá un show como este. Siempre habrá un público exigente que vaya al teatro y llene ese vaso mágico. 

Marioneta _ Oye...sabes que te sienta bien ser guiñol?

Guiñol _ No me digas? Nadie antes me lo había dicho.

Marioneta _ Nunca antes fuiste guiñol....no?

Guiñol _ Nunca antes te había conocido.

Marioneta _ Nunca antes lo había necesitado.

Guiñol _ Por alguna razón seguimos estando aquí convertidos en marionetas con hilos en nuestras muñecas.

Marioneta _ Cuando me vi convertida en marioneta sentí miedo. Ahora empiezo a estar más tranquila. Me siento segura...quizá un poco desconcertada sí..pero bien

Guiñol _ Yo en cuanto te vi pensé...yo quiero ser como tú. Y aquí estoy.

Marioneta _ Y no sientes curiosidad por saber quién mueve los hilos?

Guiñol _ No mucha la verdad. Me preocupa más saber quién es el guionista.

Marioneta _ Los actores de momento los conocemos.

Guiñol _ Y los diálogos tú te los has aprendido?

Marioneta _ Pues no...aparecí aquí de repente. No he estudiado nada.

Guiñol _ Yo me he sumado a la función, pero no he aprendido el papel de guiñol.

Marioneta _ Toda función tiene un guión. Si buscamos por aquí igual lo encontramos. Buscamos?

Marioneta _Venga va! Busca tú por ahí y yo por este lado.

Guiñol _ Mira aquí veo algo..

Marioneta _ A ver...

Guiñol _ Mira sí..parece un guión. El título es: “Soy una marioneta”

Marioneta _ Tus palabras fueron estas al comienzo?

Guiñol _SSiiiiii! Son las mismas!

Marioneta _ A ver déjame ver a mí. Las mías también! Hasta la canción estaba ya escrita. Vamos a ver por dónde estamos...

Guiñol _ Mira lee “Vamos a ver por dónde estamos”...

Marioneta _ Espera , espera no sigas!!!! No quiero seguir con esto!

Guiñol _ ¿Por qué? ¿qué te pasa?

Marioneta _ Me pasa que no quiero estar atada a un guión! Estoy atada a unos hilos...ya es bastante!

Guiñol _ Pero si seguimos leyendo sabremos lo que nos pasará al final.

Marioneta _ No es cierto...el guión se va escribiendo solo. Las siguientes páginas no son más que palabras que van cambiando. 

Guiñol _ Yo pensé que ya estaba todo escrito.

Marioneta _ Estoy segura de que el final lo escribiremos nosotros dos. Creo que nos han traido aquí para que escribamos una historia, una comedia o una tragedia.

Guiñol _ O sea, que somos escritores y guiñoles?

Marioneta _ Eso es...pero entonces...¿quién nos mueve?

Guiñol _ Puede que seamos libres en nuestros movimientos...

Marioneta _ No lo creo...intenta huir.

Guiñol _ A ver? No puedoooooo

Marioneta _ Ves? Yo tampoco. Intenté cortarme los hilos y no pude.

Guiñol _ Y si no nos dirigen? Y si solo nos guían? Quizá  debamos seguir el camino correcto. Y todo lo que nos desvía de ese camino nos quede bloqueado.

Marioneta _ Si esto es así nunca nos equivocaremos....a no ser que equivocarse sea parte del guión.

Guiñol _ Exactamente. Huir de momento no es la opción correcta. Debemos seguir actuando un poco más. El público necesita más. No los oyes como respiran tras la oscuridad de la noche que nos envuelve?. No se van...siguen ahí ávidos de emoción. Esperan una gran función.

Marioneta _ Todo esto me sobrepasa de verdad. Después de esto, quizá ya nunca vuelva a ser normal.

Guiñol _ Todo esto acabará. El público querrá irse cuando esto termine. Puede que nos feliciten por nuestro trabajo. O incluso puede que se retiren antes porque les aburre.

Marioneta _ No creo que eso pase. Han pagado por vernos. Seguro que aguantan hasta el final.

Guiñol _ Pagado? Y si la entrada era gratis? 

Marioneta _ Nuestro trabajo debería  ser remunerado. Es lo justo por estar aquí delante!

Guiñol _ Piensa que somos aficionados, no profesionales. Somos marionetas normales, antes personas comunes. No tenemos preparación ni estudios. Somos simple entretenimiento.

Marioneta _ Entretener también debe tener un precio. Yo no hago de payasa gratis! Exijo un trato justo!

Guiñol _ Y si les han pagado por venir a verte?Por venir a verme?

Marioneta _ Entonces...qué desilusión...Son marionetas también.

Guiñol _ Lo que no puedo ver desde aquí es si tienen hilos en sus muñecas.

Marioneta _ Si no están atados como nosotros no son marionetas...entonces son tan solo actores y actrices.

Guiñol _ Qué bien lo hacen verdad? Lo hacen tan bien que ni nos habíamos dado cuenta... Y si les aplaudimos? Bravoooooo!!!

Marioneta  _ Esto es muy aburrido. Aplaudo a la oscuridad y el silencio. Menudo rollo! 

Guiñol  _ Te has dado cuenta de que aún no nos hemos presentado? Cómo te llamas?

Marioneta _ Es verdad! Llevamos hablando un rato, hemos subido al cielo, montado un espectáculo, y aún no sé tu nombre. Y sabes? Creo que prefiero no saberlo.

Guiñol _ Ah no? Y eso?

Marioneta_ Porque dejarás de ser guiñol. El nombre nos humaniza y nos hace vulnerables. Prefiero seguir viéndote como un héroe...

Guiñol _Hasta cuándo estaremos aquí siendo el punto de mira?

Marioneta _ No lo sé...puede que pasen horas, semanas, años...quizá el tiempo no pase por nosotros a partir de hoy. Las marionetas no envejecen. 

Guiñol _ Seremos siempre jóvenes! Podremos volar! Y cantar!!! y bailar!!! Ves? Te lo dije! Esto de ser marioneta es lo mejor que nos ha pasado! Conozco una canción que habla de esto, escucha:

(Canción)

Marioneta _ La verdad es que no lo hacemos tan mal.

Guiñol _ Somos las mejores marionetas!

Marioneta _ Tampoco hay más alrededor. Nunca sabremos si somos las mejores.

Guiñol _ Te lo digo yo, créeme. De pequeño solía ir con mis padres al teatro y disfrutaba mucho con las marionetas.

Marioneta _ Pero reconoce que no somos demasiado divertidas..

Guiñol _ No estamos aquí para hacer reir a nadie...tampoco sabemos cómo es nuestro público, ni qué espera de nosotros.

Marioneta _ Somos un aburrimiento. Soy un aburrimiento. Nunca fui especialmente divertida. Mis amigas me llamaban sosa...Soy insegura, ingenua, tímida, callada...

Guiñol _ A mí me pareces interesante..Eres la única marioneta que conozco personalmente...y me gustas.

Marioneta _ Gracias por tus palabras me hacen sentir especial...Cuando era libre no me sentía especial.

Guiñol _ Es lo bueno de ser únicos tú y yo...Nadie puede hacernos sombra. Además, estando en un escenario oscuro es casi imposible.

Marioneta _ En qué momento decidimos ser muñecos?

Guiñol _ Puede que no lo decidiéramos conscientemente. Quizá era lo mejor para nosotros.

Marioneta _ Y si decidir fuera la solución?

Guiñol _ No te entiendo...

Marioneta _ Sí...me explico. Puede que debamos elegir si queremos volver a nuestras vidas o seguir en esta.

Guiñol _ Y qué pasaría en ambos casos?

Marioneta _ Si cerramos los ojos y pensamos con fuerza en volver a casa puede que seamos transportados. Si pensamos en quedarnos  puede que nos convirtamos en marionetas de madera para toda la vida.

Guiñol _Uff qué responsabilidad...yo vine aquí porque te vi diferente...yo ya decidí quedarme.  Aunque entenderé cualquier decisión que tomes! No te preocupes por mí.

Marioneta _ Yo no elegí estar aquí...pero ahora empieza a gustarme esto del espectáculo...

Guiñol _ Cierra los ojos

Marioneta _ Ya

Guiñol _ Y ahora...piensa qué será lo mejor para ti...si lo consigues, habrás conseguido que los demás se beneficien de ti...Busca tu bienestar...es el camino hacia la felicidad.

Marioneta _ Qué esperan de mi?

Guiñol _ Olvídate de lo que esperan...de la respuesta correcta...aquí no hay ganadores o perdedores.. Tú eres la protagonista...de ti depende el final de esta  historia...

Marioneta _ Tengo sueño...podría dormirme unos años...qué te parece?

Guiñol _ Que te esperaría apenas unos millones de años...

Marioneta _ Siempre tienes palabras bonitas que me hacen aún más débil.

Guiñol _ Callaré unos siglos.

Marioneta_ No quiero que calles por mí...no quiero seguir aquí...no quiero irme...no quiero dormir....quiero....quiero....quiero desatarme y  volver...puede que nada vuelva a ser igual que antes. Después de un escenario, un paseo por las nubes, tus bellas palabras, el público que me sigue los pasos...Algo ya ha cambiado y no es como siempre. Quisiera volver al mundo que me vio crecer y mostrarles mi escenario. Quiero compartir con ellos mi espectáculo. Quiero llenar esto de personajes! Guiñol... quiero traer actores, actrices, maquilladores, titiriteros, técnicos de luces, de sonido! Quiero convertir esto en una obra de verdad! Y programar un estreno e invitar a los medios de comunicación para que cubran la noticia!

Guiñol_ Tus hilos desaparecen...

Marioneta_ Ya puedo irme...

Guiñol_ Volverás

Marioneta_ No estaremos solos

Guiñol_ Yo ya nunca estaré solo

Marioneta_ Qué harás hasta que vuelva?

Guiñol_  He  programado un viaje por Mercurio, un baño de chocolate y comprar barniz para mis extremidades.

Marioneta_ Cuando vuelva traeré una lija.

Guiñol_ No te olvides de traer una calculadora

Marioneta_ Para qué?

Guiñol_ Para sumar sensaciones

Marioneta_ Regalame un pedazito de Mercurio!

Guiñol_ No sólo eso...le pondré tu nombre. Aunque no lo sepa

Marioneta_ Desde el minuto cero me he sentido querida

Guiñol_ Yo sólo quería ser una marioneta

Marioneta_ Para mí has sido mucho más que eso

Guiñol_ Para mí he sido mucho más que eso

Marioneta_ Volveré de las estrellas

Guiñol_ Eres mi estrella....